jueves, 6 de mayo de 2010

Lección 31. EL NUEVO NACIMIENTO

A. LA DEFINICION DEL NUEVO NACIMIENTO

Referencias Bíblicas:
Juan 3:3 “Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios.
II Corintios 5:17 “De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.”
Efesios 4:24 “. . . y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad.”

A través de la regeneración somos admitidos en el reino de Dios. No hay otra manera de llegar a ser el hijo de Dios sino nacer de nuevo. La regeneración no es un paso normal en el desarrollo del hombre; es una acción sobrenatural de Dios. No es la evolución sino la comunicación de la vida nueva. Es una revolución, un cambio de dirección que resulta de la vida nueva.

1. Una vivificación espiritual, un nuevo nacimiento: La regenera­ ción es concesión de la vida nueva y divina; una creación nueva; la producción de una cosa nueva. Es casi una repe­ tición de Génesis 1:26. No es la naturaleza vieja cambiada, reformada o reforzada, sino un nuevo nacimiento espiritual. A través de la naturaleza el hombre está muerto en sus peca­ dos (Efesios 2:1). El nuevo nacimiento le concede la vida nueva, la vida de Dios, de modo que en adelante es como los que son vivos de entre los muertos; ha pasado de muerte a vida.
Referencias: Juan 3:3-7; Juan 5:21; Efesios 2:10.

2. La concesión de una naturaleza nueva: A través del acto de la regeneración, Dios concede al hijo de Dios una naturaleza nueva. Está hecha una nueva personalidad.
Referencias: Gálatas 2:20; Efesios 4:24; Colosenses 3:10; 11 Pedro 1:3-4; 1 Juan 3:6-9.

B. LA NECESIDAD DEL NUEVO NACIMIENTO

Referencias Bíblicas:
Juan 3:3 “. . . el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios.”
Romanos 8:8 “Y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios.”
Gálatas 6:15 “Porque en Cristo Jesús ni la circuncisión vale nada, ni la incircuncisión, sino una nueva creación.”

1. La necesidad es universal: La necesidad es de tanto alcance como el pecado y la raza humana. No hay edad, sexo, posición o condición que exenta a ninguno de esta necesidad. Sin el nacimiento de nuevo, el hombre está excluido en absoluto del Reino de Dios y la iglesia.
2. La condición pecaminosa del hombre lo exige: El corazón es engañoso y no acoge a Dios; solo los limpios de corazón verán a Dios. No hay educación ni cultura que pueda efectuar este cambio tan necesario. Solo Dios es capaz de hacerlo.
Juan 3:6 “Lo que es nacido de carne, carne es.”
Jeremías 113:23 “¿Mudará el etíope su piel, y el leopardo sus manchas? Así también, ¿podréis vosotros hacer bien, estando habituados a hacer mal?”
Romanos7:18 “... en mi carne, no mora el bien.”
3. La santidad de Dios lo exige: Si sin la santidad nadie verá al Señor (Hebreos 12:14) y si el hombre no puede ganarla a través del desarrollo natural o propio ingenio, entonces la regeneración de nuestra naturaleza es en absoluto necesaria.

C. ¿DE QUE MANERA PODEMOS ENTENDER EL NUEVO NACIMIENTO?

Jesús, al decirle a Nicodemo que tenía que nacer de nuevo, comparó la regeneración con el nacimiento natural. Jesús usó el término “nacer de agua y del Espíritu.” En las Epístolas se encuentran versículos que indican que el hombre debe “nacer de la Palabra.” El autor cree firmemente que la mejor manera de entender claramente el Nuevo Nacimiento es compararlo con el naci­ miento natural como hizo Jesús.

Tres pasos en el nacimiento natural, pero un sólo nacimiento:
1. Concepción, plantar la simiente
2. Nacimiento físico, nacer de agua
3. El aliento entra en el recién nacido

Tres pasos en el nacimiento espiritual, pero un sólo nacimiento:

1. Oir y creer el Evangelio
2. Bautismo en agua en el nombre de Jesús
3. Bautismo del Espíritu Santo

Esto es fiel a las declaraciones de la Biblia: nacer de la Palabra; nacer de agua; nacer del Espíritu—pero un sólo nacimiento.

D. LOS MEDIOS DE REGENERACION

1. Una obra divina:
Referencias Bíblicas:
Juan 1:13 “... no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.”
Juan 3:5 “... naciere ... del Espíritu...”
Santiago 1:18 “El, de su voluntad, nos hizo nacer...”
Tito 3:5 “. . . por la renovación en el Espíritu Santo.”

Todos estos versículos demuestran que la regeneración es la obra de Dios en el corazón del hombre.

2. Lo que hace el hombre:
Referencia Bíblica:
Juan 1:12 “Mas a todos los que le recibieron

El hombre tiene que aceptar a Jesucristo. Un muerto no puede ayudar en su propia resurrección, pero puede obedecer el mandamiento de Cristo: “Ven fuera.”

3. Nacer de la Palabra:
Referencias Bíblicas:
1 Corintios 4:15 “. . . pues en Cristo Jesús yo os engendré por medio del evangelio.”
1 Pedro 1:23 “Siendo renacidos, no de simiente corruptible, sino de incorruptible, por la palabra de Dios...”

Por el oir el evangelio, la Palabra de Vida, la simiente que da Vida está plantada en el corazón. Si la tierra es buena y las condiciones propicias, la simiente brota y crece. Esto y “la palabra de verdad” de Santiago 1:18 concuerdan.

4. Nacer de agua:
Referencias Bíblicas:
Marcos16:16 “El que creyere y fuere bautizado, será salvo...”
Juan 3:5 “... el que no naciere de agua. . .”
Tito 3:5 “... por el lavamiento de la regeneración...”
Hebreos 10:22 “... lavados los cuerpos con agua pura.”
1 Pedro 3:21 “El bautismo que corresponde a esto ahora nos salva...”

Nacer de agua es el bautismo en agua en el nombre de Jesucristo. Ha habido mucha discusión en contra de esta verdad. Empero, el testimonio de la Biblia verifica en absoluto que el nacimiento del agua es bautismo en agua. Esto com­ para con el nacimiento natural al nacer un niño. Es en este momento que se le pone el nombre, y recibe el apellido de su familia.

5. Nacer del Espíritu:
Referencias Bíblicas:
Romanos 8:16 “El Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios.”
1 Corintios 6:19 “... vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el Cual está en vosotros . . .”
1 Corintios 1,213 “Porque por un solo Espíritu fuimos todos bautizados en un cuerpo ... y a todos se nos dio a beber de un mismo Espíritu.”

Nacer del Espíritu es el bautismo del Espíritu Santo. Esto no es sólo la transmisión de vida eterna o vida divina al creyente, sino también el investimiento del corazón del Espíritu Santo. Es la adopción del creyente como hijo, poniéndolo en el cuerpo (es decir, la iglesia), y sellándolo para el día de la redención. La evidencia de esta experiencia es hablar en otras lenguas.

E. ADOPCION
Adoptar quiere decir, “recibir como hijo, con los requisitos y solemnidades que establecen las leyes, al que no lo es natural­ mente” (Diccionario de la Real Academia Española). Y de adoptar viene la palabra adopción. Es una palabra latina, porque la adopción apenas fue conocida entre los judíos. Es un término usado por Pablo. Se usa cuando se habla de cuestiones de privilegios y derechos de herencia.
1. Se efectúa en el Nuevo Nacimiento: Juan 1:12; Gálatas 3:26; 1 Juan 3:2.
2. Se cumple en el arrebatamiento:
Romanos 8:191; Romanos 8:23; 1 Juan 3:11-3.
3. Las bendiciones de adopción
a. El amor de Dios
b. Solicitud paternal
c. Apellido familiar
d. Semejanza familiar
e. Amor familiar
f. Castigo
g. Herencia
TOMO: DOCTRINA III
CURSO BIBLICO “ALFA”
Ralph Vincent Reynolds